El acusado del homicidio de una mujer en Salou afirma en el juicio que murió durante una práctica sexual de ahogo

El juicio se inició ayer en la Audiencia Provincial de Tarragona donde el fiscal pide una pena de 15 años de prisión para el procesado, de nacionalidad brasileña.

Los hechos que se juzgan en la Audiencia de Tarragona se produjeron en un apartamento de este complejo de Salou.

Claudio A.S., el brasileño acusado de matar a una joven de Lleida en Salou en el mes de agosto de 2016, afirmó ayer en la Audiencia Provincial que lo hizo sin intención de causar daño, tan sólo como una práctica sexual. Lo que practicaba era la hipoxia, una especie de juego sexual en el que se simula un estrangulamiento. El procesado afirmó que pagó a la víctima para que pasase la noche con él, a lo que ella aceptó -según su versión- ya que ejercía de manera esporádica la prostitución.

Tras consumir droga y bebidas alcohólicas, la pareja practicó el sadismo durante horas. En el entorno de esas prácticas sexuales se produjo la muerte de ella, algo que Claudio A.S. asegura que le dejó en estado de choque. Él pensó que su pasividad respondía al consumo de drogas, pero supo lo que había ocurrido al comprobar que el cuerpo de la joven estaba frío. Afirmó en todo momento ante el tribunal que no tuvo intención de matarla ni hacerle daño, que lo que sucedió fue consecuencia de la dura práctica sexual que realizaban. Su hijo, de nueve meses, se encontraba en otra estancia del piso. El juicio continuará hoy en la Audiencia Provincial de Tarragona, donde la fiscalía solicita 15 años de prisión por homicidio con la agravante de abuso de superioridad, mientras que el abogado que representa a la familia de la víctima considera que se ha de aplicar una pena de 20 años por asesinato con alevosía. La defensa, por su parte, considera que su representado ha de quedar libre.

 

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*