Un deslizamiento de tierras deja sin carretera el tramo entre Huesca y Jaca, en Monrepós

La carretera que une Jaca y Huesca (N-330) ha quedado interrumpida a causa de un deslizamiento que se ha llevado parte de la calzada sin que se registraran heridos. Este paso de montaña que da acceso al Pirineo aragonés ha sufrido por este hecho importantes retenciones. Las lluvias de los últimos días parecen la causa del deslizamiento que ayer provocó una gran grieta que hoy ha derivado en un derrumbe montaña abajo de parte de la carretera. El tráfico se está desviando por la A-132, atravesando el puerto de Santa Bárbara.

Port de Tarragona