La víctima de Molins de Rei: «Me metieron en el maletero y después me tiraron del coche en marcha»

«Perdí a mi grupo de amigos y me metieron en el maletero de un coche y me han tirado de un coche en marcha», eso fue lo primero que dijo la víctima de una presunta violación en grupo ocurrida en Molins de Rei al responsable de una estación donde la dejaron los agresores (se omiten detalles para mantener su anonimato). En el auto de la juez encargada del caso se cita que la joven asegura que cinco hombres la penetraron en las proximidades de una discoteca de Molins. El relato de la mujer, que ha declarado en varias ocasiones para dar más detalles del caso, es dantesco. El informe del médico forense revela hasta siete tipos de lesiones, que dan veracidad a los hechos que relata la víctima.

La joven afirmó en una declaración complementaria de la primera que marchó de la discoteca con unos chicos con los que fue a comprar cocaína para «continuar la fiesta». Al volver a la discoteca bajó de ese coche para marchas hacia casa. Fue entonces cuando dos chicos bajaron de otro coche y la introdujeron en el maletero. En ese otro vehículo viajaban cinco jóvenes. Tras un cuarto de hora de viaje encerrada en el maletero, la sacaron en un descampado y la agredieron sexualmente mientras la mantenían inmóvil de los brazos.

Pese a que en un primer momento alegó que le habían robado el móvil, posteriormente declaró que lo halló en el interior de la discoteca. La chica fue metida en el coche y el conductor empezó a gritar que le traería problemas, que era necesario hacerla bajar del coche. La chica fue abandonada en un lugar que desconocía y caminó hasta la estación.

Los presuntos agresores afirman que fue consentido

Los detenidos, por su parte, alegan en su defensa que las relaciones que habían mantenido con la joven habían sido consentidas. Y que el ambiente era amistoso y divertido. Tanto es así que en su declaración se afirma que la chica comenzó a besarles y a enseñarles los pechos. Según ellos, la denunciante era la que tomaba la iniciativa y que en ningún momento manifestó repulsa, miedo o negativa a continuar con las prácticas sexuales.

 

Artículo relacionado:

Dejan en libertad provisional a los seis detenidos por la presunta violación en grupo a una mujer en Molins, a la que metieron en un maletero

 

 

Port de Tarragona