La policía de Estocolmo mata a un joven con síndrome de Down que se escapó de casa con una metralleta de juguete

Eric Torrell

Consternación en Estocolmo, en Suecia, por una actuación policial que acabó con la vida de Eric Torell, un joven de 20 años con síndrome de Down. Tres agentes le dispararon al pensar que llevaba un arma real, cuando se trataba de un juguete. Según el fiscal encargado de la investigación del caso, el joven sostenía en sus manos un objeto de plástico parecido a un arma y los policías consideraron que se trataba de una amenaza real. La discapacidad intelectual del joven tiroteado le impidió dar explicaciones a los policías, ya que según su familia su edad mental era la de un niño de cinco años. Además, la víctima padecía autismo y tan sólo decía «mami, mami». Sus padres informaron que Eric se escapó del apartamento de su padre a primera hora del jueves con el arma de juguete. El caso ha conmocionado Suecia y ha generado críticas a los protocolos de seguridad, ya son seis los muertos a manos de policías en lo que va de año en el país.

 

 

Port de Tarragona