Archivan la causa contra catorce identificados por el hurto de pancartas, banderas y lazos amarillos en Móra la Nova, Tivissa i Vandellòs

En el ayuntamiento de Móra la Nova los denunciados retiraron dos pancartas a favor de los presos políticos. / GM

El titular del Juzgado número 1 de Falset ha ordenado el archivo de las actuaciones judiciales seguidas a raíz de la denuncia por hurto de cuatro particulares contra catorce personas, en Móra d’Ebre, que fueron identificadas mientras retiraban símbolos a favor de los presos políticos. Según informa el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), el suceso ocurrió el pasado 17 de agosto cuando se denunció el hurto de una Estelada ubicada en el pabellón ferial de Móra la Nova, dos pancartas con diferentes leyendas reivindicativas de la fachada del ayuntamiento, una estelada colgada en una propiedad privada de Tivissa y de «dos pancartas, tres lazos amarillos de plástico y seis estandartes» que se encontraban en Vandellós. Los denunciantes valoraron en una cantidad cercana a los 400 euros el «material» presuntamente hurtado.

En la misma denuncia se mencionaba los daños causados en el letrero de «Municipi de la República Catalana», así como en las cuerdas del mástil del pabellón ferial.

El juez considera que estos hechos no constituyen hurto, ni daños. En el primer caso porque «resulta evidente la total ausencia de ánimo de lucro», ya que, alega que se trata de un grupo de personas que, en el «marco de la situación política existente en Cataluña», actúan quitando signos y símbolos políticos. Afirma que, pese a que se haya realizado en una propiedad particular, obran con finalidades muy distintas a la obtención de un beneficio económico. Esa falta de intención hace que no pueda contemplarse el delito.

Por lo que hace a los daños causados en letrero y cuerdas, afirma que -observando las fotografías- no se puede considerar que se ha destruido o inutilizado el «bien», por lo que no considera que se pueda aplicarse el delito de daños en este caso. No obstante, sí que considera que pudiera ser una infracción contemplada en la Ley Orgánica 4/2015 de Protección de Seguridad Ciudadana, que no corresponde a ese juzgado.

Port de Tarragona