Los artificieros de Mossos inspeccionan una furgoneta en la Sagrada Familia, zona que ha quedado acordonada y desalojada

Horas después se ha confirmado por parte de la policía catalana que se trataba de una falsa alarma.

Los equipos de artificieros TEDAX de Mossos d’Esquadra inspeccionan una furgoneta aparcada en las cercanías de Sagrada Familia, en un operativo que ha comenzado hace unas horas en la zona. En otros puntos de Cataluña se han instalado controles antiterroristas siguiendo las indicaciones que se han recibido des del CITCO, que no ha especificado que la amenaza tenga referencia con Cataluña. Las actuaciones en la zona de Sagrada Familia están relacionadas, según informaron los Mossos, con comprobaciones en el entorno de la iglesia de Gaudí. Se han cortado las calles Provença, Rosselló y Sardenya; y los transportes no se detienen en las estaciones de la zona. Al parecer, algunos testigos han visto salir de una furgoneta a dos personas esposadas, aunque no se ha confirmado oficialmente este punto.

Port de Tarragona