La Guardia Civil encuentra muerto al niño de 9 años que desapareció ayer arrastrado por las aguas en un barranco de Huesca

La Guardia Civil ha confirmado la aparición del cadáver del niño de 9 años que ayer fue arrastrado por la corriente en un barranco de Huesca. El niño, de nacionalidad francesa, desapareció ayer sábado en el barranco Oscuros del Balcés, cuando practicaba barranquismo acompañado de adultos. Ayer tarde se inició un operativo de búsqueda que tuvo que interrumpirse durante la noche por la oscuridad y la dificultad que presenta la zona, debido a la fuerte corriente.

El hecho de que en el barranco no existiese cobertura de móvil retrasó el aviso del suceso a las autoridades. Cuando se consiguió contactar con la Guardia Civil, el aviso en lengua francesa resultó inicialmente confuso y se refería a dos mujeres que se encontraban en situación de emergencia. Los rescatadores consiguieron salvar a las mujeres, pero el niño fue arrastrado por el agua, según explicó su padre.

Port de Tarragona