Los Mossos interceptan el lunes y el miércoles dos camioneros con los tacógrafos manipulados, en Gélida y La Jonquera

Un dels conductors circulava amb el tacògraf a nom d'una dona i l'altra va fer una desconeguda manipulació del dispositiu digital

Vehículo que llevaba el tacógrafo a nombre de una mujer, cuando el que conducía era un hombre. / Mossos

Los Mossos han llevado a cabo dos actuaciones lunes y miércoles de la semana pasada que han llevado a denunciar a un camionero y detener a otro para manipular el tacógrafo, en uno de los casos, y por conducir con un disco que iba a nombre de una mujer, en el otro. El primero de los casos la Policía catalana denunció administrativamente al camionero, que fue detenido en la autopista AP-7 en el término municipal de Gelida, el pasado lunes. Un camionero de transporte de mercancías, con matrícula rumana, llevaba un tacógrafo digital manipulado de un tipo aún más detectado hasta ahora.

Los hechos sucedieron el mismo día, cuando agentes del Área Regional de Tráfico de la Región Policial Metropolitana Sur detuvieron un camión de mercancías, con matrícula de Rumanía, en la zona de Gelida y realizaron una inspección. Los agentes se dieron cuenta que el tacógrafo, un dispositivo electrónico que registra diversos sucesos originados en un vehículo durante su conducción, presentaba un funcionamiento anómalo que levantó las sospechas de que pudiera estar manipulado.

Para comprobar estos extremos, los agentes trasladaron, con acompañamiento policial, el camión hasta un taller autorizado de tacógrafo en el municipio de Les Franqueses del Vallès. Una vez en el taller, donde se sumaron a la inspección del vehículo efectivos especialistas del sector de Girona y de la División de Tráfico, constataron que, aunque el vehículo estaba circulando, el tacógrafo registraba descanso y el cuentakilómetros estaba parado.

Tacógrafo a nombre de una mujer

En el segundo caso, los Mossos han detenido a un camionero por conducir con un disco de tacógrafo que iba a nombre de una mujer. Los hechos tuvieron lugar sobre las ocho de la mañana del miércoles pasado, 7 de agosto. El infractor, que tiene 48 años y es brasileño, iba al volante de un camión con matrícula portuguesa. Hacía una media hora que había introducido el disco en el tacógrafo cuando los Mossos lo detuvieron en la autopista AP-7, durante un control que habían montado al término de la Jonquera (Girona). Ante la evidencia, los agentes arrestaron al camionero por un delito de falsedad documental. El hombre, que tiene antecedentes, ha quedado en libertad provisional tras pasar ante el juez.
Los hechos tuvieron lugar el miércoles de la semana pasada. Aquella mañana, los Mossos estaban haciendo un control de transportes al pie de la AP-7, en el término municipal de La Jonquera. Por los alrededores de las ocho, los agentes detuvieron un camión con matrícula portuguesa para inspeccionarlo.

En la cabina había dos conductores. Ambos tenían el permiso en regla, pero el hombre que iba al volante del tráiler había intentado conducir más tiempo del permitido. Y para ello, había cambiado el disco del tacógrafo por otro que iba a nombre de una mujer. Cuando los Mossos lo detuvieron, hacía 29 minutos que la estaba usando.

Como los comprobantes impresos del tacógrafo digital tienen consideración de documento público, ante el engaño los agentes detuvieron al camionero por falsedad documental. El hombre, que tiene 48 años y es brasileño, vive en Portugal y tiene antecedentes.

Al día siguiente el camionero pasó a disposición del juzgado de instrucción en funciones de guardia de Girona. Tras declarar, quedó en libertad provisional.

Port de Tarragona