Cinco ladrones se enfrentan a seis años de prisión o expulsión del país por robos cometidos en Salou

Roger Segura / ACN .- Los cinco integrantes de una banda de ladrones se enfrentan a penas de hasta seis años de prisión por entrar a robar en una casa de Salou (Tarragona) e intentarlo a la del vecino. Los hechos se remontan al pasado febrero. Los cinco están en situación irregular en el Estado y la fiscalía pide sustituirlos la pena por la expulsión durante cinco años una vez accedan al tercer grado o se les conceda la libertad condicional. Los ladrones, de origen colombiano y cubano, se dividían las tareas de conductores, vigilantes y autores directos de los robos. El ministerio público destaca que tenían una gran movilidad geográfica, como demuestra el hecho de que hay otras diligencias abiertas contra ellos por varios asaltos cometidos principalmente en la zona de Madrid.

Según relata la fiscalía, sobre las siete de la tarde del 25 de febrero los acusados ​​rompieron la puerta principal de entrada a una vivienda de Salou y se apoderaron de varios objetos que había dentro. Ese mismo día y en una hora cercana, también intentaron robar en una vivienda vecina. Rompieron las persianas de la cocina y del comedor, pero no pudieron entrar en la casa porque tenía los cristales blindados.

Todos los individuos fueron detenidos el mismo día e ingresaron en prisión provisional el 28 de febrero. En el primer domicilio sustrajeron pertenencias valoradas en unos 4.000 euros que la policía pudo recuperar del interior de un vehículo de la banda y devolverlas al propietario.

La fiscalía detalla que el grupo había dividido los roles de actuación de forma que uno de ellos conducía un vehículo para procurar una fuga rápida; dos más vigilaban los extremos de la calle con teléfonos móviles, y los otros dos entraban en los domicilios.

Según el Ministerio Fiscal, habían empezado a actuar unas semanas antes. De hecho, contra ellos se siguen otras diligencias por delitos contra el patrimonio cometidos en los municipios madrileños de Griñón, San Agustín de Guadalix y Aranjuez, así como Zamora.

La fiscalía acusa a los miembros de este grupo criminal de un supuesto delito continuado de robo con fuerza en casa habitada. Para cuatro de ellos pide cinco años y medio de cárcel y, para el quinto, seis años de cárcel porque es reincidente -l’havien condenado a dos años en 2017 por un robo con fuerza en un domicilio.

Además, el fiscal pide sustituir la pena por la expulsión del territorio español cuando accedan al tercer grado penitenciario o se les conceda la libertad condicional con una prohibición de retorno durante cinco años. También los reclama que indemnicen se propietarios de los dos domicilios de Salou con 4.273 euros y de 2.060 euros, respectivamente, en concepto de daños.

El caso está previsto que llegue a juicio el 10 de enero en la sección segunda de la Audiencia de Tarragona.

Port de Tarragona