Constituido el jurado popular del caso de la Guardia Urbana, que llega a juicio con acusaciones mutuas entre los acusados

Rosa Peral, durant la reconstrucció. / TV3

TV3 ha emitido hoy el vídeo de la reconstrucción de la escena del crimen donde se ve a Rosa Peral intentando convencer el juez de su inocencia. Este viernes por la mañana ha quedado constituido el jurado popular que debe juzgar Rosa Peral y Albert López, acusados ​​del asesinato de Pedro Rodríguez, en el caso conocido como crimen de la Guardia Urbana. El jurado lo forman nueve miembros, cinco mujeres y cuatro hombres, con una media de edad de 47 años. Además, se añaden dos mujeres como suplentes. La principal tarea de estas personas será determinar cuál fue la implicación de los dos acusados ​​en la muerte de Rodríguez. La primera sesión del juicio, que se celebra en la Audiencia de Barcelona, ​​ha sido a puerta cerrada. Las primera de las sesiones publicas comienza el lunes 3 de febrero con las cuestiones previas y martes ya comenzarán a declarar los primeros testigos.

El juicio por el crimen de la Guardia Urbana está previsto que se alargue hasta el día 16 de marzo. Los dos acusados, Albert López y Rosa Peral, no declararán hasta los días 11 y 12 de marzo, respectivamente. Los dos agentes de la Guardia Urbana se enfrentan a penas de hasta 25 años de prisión por un delito de asesinato con alevosía.

Un caso complejo

El hechos se remontan a mayo del año 2017, cuando se localizó un cuerpo calcinado en el maletero de un coche en una puesta forestal cercana al Pantano de Foix. La víctima era Pedro Rodríguez, agente de la Guardia Urbana de Barcelona y pareja sentimental de Rosa Peral en el momento de los hechos. La investigación concluyó que los principales sospechosos de la muerte de Rodríguez son Rosa Peral y Albert López, que en el pasado también habían sido pareja.

Según fiscalía y acusación, los acusados ​​planearon matarlo para quitárselo de en medio y tratar de retomar la antigua relación. Durante todo el proceso previo al juicio, tanto Peral como López han negado el triángulo amoroso y se han ido acusando mutuamente de la autoría del crimen.

Port de Tarragona